¿Necesita un abogado tener una página web?

Hace tiempo que me están realizando esta pregunta en reiteradas ocasiones vía mail, debe de ser por el artículo que escribí sobre el marketing online jurídico, que está atrayendo bastantes visitas por ese termino y debido a ese artículo decidí crear la sección de marketing jurídico, centrándome un poco en el ámbito online para captar y fidelizar clientes para profesionales del sector jurídico.

Así que durante este tiempo, he recibido muchas preguntas sobre las posibles relaciones que puede haber entre los abogados e internet, pero la más cuestionada es la siguiente:

¿Es necesaria una página web para un despacho?

Rotundamente sí, da igual la proyección que tenga tu despacho, si es un despacho unipersonal o con varias sedes en todo el mundo, la especialidad del despacho, etc. Para un abogado, tener una página web solamente puede traer beneficios.

Miedo a no gustar y el miedo al que decir, es uno de los miedos que hay a la hora de crear una página web y empezar a compartir contenidos, pero poco a poco, mediante las visitas a tu web, comentarios en el blog, las señales sociales… Podrás comprobar que lo estas haciendo bien, que contenidos son más virales y poco a poco empezarán a llegar peticiones de nuevos clientes.

Motivos para empezar a crear y cuidar una web

Tener una página web presenta varios beneficios

  • Tarjeta de visita: Una página web básica, con la información del despacho, secciones o áreas de trabajo y contacto, es una tarjeta de visita disponible para todo el mundo las 24 horas del día los 365 días de la semana. El grado de implicación que requiere este tipo de webs es ninguno, una vez está hecha la web no necesita mantenimiento ni mayor cuidado, pero no podremos acceder a los siguientes beneficios.
  • Imagen: Escribir artículos relevantes sobre tu sector, consultas típicas o tener una sección que diga “prensa” o “hablan de nosotros” aporta mucha confianza a los clientes y refuerza la imagen que quieras proyectar de tu despacho.
  • Clientes: Por supuesto, el hecho de escribir consultas, novedades normativas, última doctrina, etc. Hace que los usuarios resuelvan sus dudas, tengan una percepción tuya de profesional y especialista en la materia y por consiguiente, contratar los servicios cuando sean necesarios, pues recordemos que aunque expliques con todo lujo de detalles como se realiza una querella, procedimientos, pasos, y medios de prueba, SIEMPRE van a necesitar a un abogado para que represente sus intereses legales, por lo que si tu has sabido resolver esas dudas y ofreces confianza, es muy probable que acaben contratando tus servicios
  • Facilidad para dar a conocer tus nuevos productos o servicios: Participaciones preferentes, cláusulas suelo, delitos “informáticos”… La actualidad en la que nos encontramos, nos hace especializarnos continuamente en nuevas materias, procedimientos o cambios normativos, por lo que todos estos cambios, hacen que tengas que readaptar los esfuerzos de tu despacho para centrarte en diferentes áreas. ¿Cuál es la mejor forma de darlas a conocer? Una página web, es una de las mejores formas.
  • Gratuidad“: Tener una página web conlleva unos costes de dominio + hosting + desarrollo web, todo ello puede rondar unos 500 a 1000 euros, pero…¿Conoces algún medio más barato para llegar a miles de personas? Yo por el momento no, y te puedo asegurar que con opciones como WordPress, Joomla, etc. El coste del desarrollo web te lo ahorras y una web te podría llegar a costar el dominio + hosting (aproximadamente unos 50.-€ al año).

El momento ideal para invertir en internet fue ayer

“Ya tengo una web y no sirve para nada”

Es una frase que muchos abogados me han dicho, y es que tener una página web no es suficiente, es como tener el despacho en medio del campo, a cientos de kilómetros de la ciudad, para poder estar en las calles más peatonales necesitamos pagar un buen local, pues en internet, para poder estar en el top 10 de Google (serían como las calles más visitadas), necesitamos invertir en una buena web y en SEO o PPC

búsqueda en Google de abogados

Por lo que, los abogados que dicen la frase de “Ya tengo web y no sirve para nada” son aquellos despachos de abogados que han creado una web, ya sea en HTML, joomla o wordpress, les han creado su home, con sliders, fotografías business y en algunos casos hasta hay fotografías reales del despacho, sección de contacto, sección de localización, quienes somos y valores, pero les ha faltado lo más importante… Cuidar a Google.

Estas son las típicas páginas de abogados que me suelo encontrar, no están mal, pero son insuficientes si queremos que nuestra web cumpla con un objetivo, atraer nuevos clientes, si solamente creamos las secciones que he mencionado anteriormente, es muy extraño que vayamos a conseguir nuevos clientes, tal vez consigamos que un cliente hable de nosotros a un conocido y éste busque y al ver nuestra web, se pueda llegar a convencer y contrate los servicios del despacho, pero principalmente, el objetivo que cumplen este tipo de web es para aquellos clientes que no se acuerdan del teléfono, la dirección o el horario del despacho, y acceden a la web para consultarlo.

Si quieres que tu web sirva para algo que más que una tarjeta de visita online, necesitas invertir tiempo y muy probable que dinero, para ello tendrás que crear contenido de calidad, actualizarlo, responder a consultas legales en tu web, generar una comunidad en torno a tu firma, colaborar en otros medios y que hablen de ti, fomentar las señales sociales… Todo ello hará que pases de tener una web que pase desapercibida para Google a una web que pueda ser posible candidata a entrar en el top 10 de Google.

Primeros pasos optimizando una página web de abogados

Ejemplo práctico de una web jurídica que aplico unos consejos básicos sobre SEO y en 6 meses aumento el tráfico al triple

Los abogados callados que han descubierto la gallina de los huevos de oro

!!Exacto!! Mientras muchos se quejan y tiran la toalla, otros han experimentado como con tiempo y dedicación se consiguen grandes beneficios para su despacho.

Conozco a varios abogados, que han sabido ver la oportunidad que internet les brindaba, que era un medio más de comunicación para llegar a sus posibles clientes, empezaron a escribir, a cuidar los diferentes medios sociales y hoy tienen una posición superior al resto de la competencia en el mercado online, cualquier contenido que publican se posiciona solo, no paran de llamar a los nº de teléfono de contacto que tienen, 806 en su mayoría, les llegan bastantes clientes que terminan contratando sus servicios y reciben alguna que otra consulta a la semana previo pago vía web.

Analizando la situación anterior, todo el mundo la quiere, pero nadie regala

Por eso se les llama los “abogados callados” se podría decir que tienen una experiencia que les ha aportado un gran conocimiento y después de mucho sacrificio, la web cumple con los objetivos, que es atraer a clientes-

¿Cómo lo han hecho?

Muy sencillo, no son expertos en SEO, es decir, en posicionar páginas webs para que se encuentren en los primeros lugares de Google, simplemente han hecho lo que mejor saben hacer, escribir y resolver todas aquellas dudas y consultas que tienen en su día a día, al igual que los clientes que visitan los despachos, en internet, cuando una persona se encuentra ante un problema, lo primero que hace es buscarlo en Google y para muestra de ello, un botón:

Como buscan los clientes de abogados en internet

Captura de pantalla por la búsqueda en Google de: “Como puedo reclamar una” y arrojando una serie de sugerencias relacionadas con servicios que prestan los abogados.

 

Como puedes observar de la anterior imagen, los usuarios están buscando una serie de consultas para resolver sus dudas, por lo que si empiezas a generar contenido de calidad para los usuarios, empezarás a posicionar para dichas búsquedas y podrás conseguir visitas que en un % se convertirán en clientes.

¿Todavía no tienes página web? ¿A qué estas esperando?